fbpx
✔️ Qué es el Trastorno Bipolar · Maníaco Depresivo · Ejemplos ·

Es normal alternar momentos de tristeza y alegría en diferentes momentos de nuestra vida, incluso en un mismo día, el que esto ocurra no debe ser motivo de preocupación. Pero, ¿Qué ocurre cuando estos cambios son más extremos de lo normal? ¿Qué le ocurre a las personas que pasan de la depresión más profunda a estados extremos de euforia y energía? Hoy en nuestro PSYconoce hablaremos del trastorno bipolar.

Para poder diagnosticar a una persona de trastorno bipolar tiene que necesariamente presentar un cuadro de manía o hipomanía, por lo que es conveniente describir ambos cuadros primero:

¿Qué es la Manía?

La manía es un cuadro de estado de ánimo anormal y persistentemente elevado, muy expansivo o irritable y que según el DSM IV debe de durar al menos una semana. Estas personas  presentan algunos síntomas como pueden ser una autoestima exagerada o grandiosidad, suelen tener una excesiva activación y por lo tanto poder presentar una disminución en la necesidad de dormir, un signo muy común en quienes presentan un cuadro de manía es el lenguaje verborreico, caracterizado por lo que se denomina presión del habla, es decir estas personas hablan “atropellándose” con sus propias palabra de manera excesiva y no pudiendo los demás hablar en la conversación, esto les puede llevar a tener lo que se llama fuga de ideas es decir perder las asociaciones o falta de conexión entre las frases en su discurso. Por lo tanto son distraídos y presentan gran agitación psicomotora.  Otra característica que suelen presentar es la participación excesiva en actividades que tienen muchas probabilidades de tener consecuencias dolorosas por ejemplo: dedicarse de forma desenfrenada a las compras, juergas, indiscreciones sexuales, inversiones de dinero imprudentes o el juego patológico. En sus casos más extremos presentarán síntomas psicóticos y hospitalización. 

Por otro lado el estado hipomaniaco puede presentar el mismo cuadro de síntomas pero de una forma más leve en su intensidad y su duración. Este cuadro según DSM IV debe de durar menos de cuatro días frente a la semana del maniaco. Tampoco alcanzará un deterioro tan grave, no presentando síntomas psicóticos o requiriendo hospitalización como en el caso del episodio maniaco. 

El trastorno bipolar por lo tanto es una oscilación  entre un estado depresivo y otro maniaco o hipomaniaco. Se distinguen dos tipos de bipolar el bipolar tipo I donde es necesaria la presencia de un episodio maniaco y el bipolar tipo II, el más leve, que necesita la presencia de un episodio hipomaniaco pero nunca maniaco. 

 

 

Los factores genéticos del trastorno bipolar explican alrededor de un 80% de la tendencia a desarrollar un trastorno bipolar. Por otra parte los factores bioquímicos en el trastorno bipolar han sido estudiados probando que la Serotonina está reducida en ambos episodios tanto en el depresivo como los de manía pero que la diferencia estaba en la Noradrenalina, mucho más presente en los maniacos. Y es que debemos recordar que la Serotonina tiene efectos inhibitorios además de antidepresivos y que esta carencia en los maniacos junto con la presencia de más Noradrenalina explicaría los síntomas de la manía. Otro neurotransmisor que está más presente en los cuadros maniacos es la Dopamina explicando la hiperactividad, grandiosidad, euforia y los síntomas psicóticos. La cocaína produce un exceso de dopamina también y estos signos podemos observarlos en los que consumen esta droga. 

El tratamiento de elección en el trastorno bipolar siempre será el farmacológico siendo las sales de litio o carbonato de litio el más utilizado al actuar como estabilizador del ánimo. 

Los tratamientos psicológicos en este trastorno están dirigidos principalmente a la psicoeducación enseñando habilidades para afrontar problemas, a que el paciente identifique esos primeros síntomas que desencadenarán un episodio de manía y sobre todo a facilitar la adherencia al tratamiento farmacológico pues es muy común en estos pacientes, sobre todo en episodios de manía, que abandonen la medicación. Mejorando la adherencia a la medicación se evitarán recaídas y el paciente se estabilizará. 

.Y hasta aquí este blog. Puedes ver el vídeo que publicamos en YouTube referente a este tema. 

Si necesitas asistencia psicológica soy Psicólogo en Valencia (España) y también soy Psicólogo online. Puedes solicitar una cita a través de esta web mediante el formulario de contacto.

Comparte este blog en tus redes sociales

Gracias por tu colaboración :)

Publicado porJuan Carlos Bonis Alarte30/09/2021 Publicado enBlog
¡Hola PSYCOlógicos! Seguramente que en... seguir leyendo »
PSYCOlógicaMENTE
Publicado porJuan Carlos Bonis Alarte28/02/2021 Publicado enBlog
¡Hola PSYCOlógicos! En los últimos... seguir leyendo »
Publicado porJuan Carlos Bonis Alarte25/02/2021 Publicado enBlog
¡Hola PSYCOlógicos! Existen personas que... seguir leyendo »
PSYCOlógicaMENTE
Publicado porRaquel F. Renedo17/01/2021 Publicado enBlog
Los 5 LENGUAJES del AMOR:... seguir leyendo »
PSYCOlógicaMENTE
Publicado porPSYCOlógicaMENTE01/01/2021 Publicado enBlog
¡¡Feliz Año Nuevo 2021!! Os... seguir leyendo »
PSYCOlógicaMENTE
Hola, PSYCOlógicos, ¿Cuántas veces comenzamos... seguir leyendo »
PSYCOlógicaMENTE
Publicado porPSYCOlógicaMENTE25/12/2020 Publicado enBlog
En esta Navidad 🎄 somos... seguir leyendo »
"El éxito me ha llevado al Psicólogo"
Publicado porJuan Carlos Bonis Alarte05/11/2020 Publicado enBlog
No solo los acontecimientos negativos... seguir leyendo »
1 2
PSYCOlógicaMENTE · Psicoterapia para tu bienestar

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Más info

aceptar
Abrir chat
1
¡Hola!
¿En que podemos ayudarle?